Fútbol Trainer. El Entrenador de Fútbol. | MAPA |
ALBUM DE FOTOS | LIBRO DE VISITAS | FORO DE DEBATE | BUZON DE SUGERENCIAS |


Fútbol Trainer. El Entrenador de Fútbol.

fiogf49gjkf0d
Asesoramiento, Formación y Entrenamiento.

Desde Mi Banquillo.
Fútbol Trainer Formación.
Cursos 2014-2015.
Paco Arias. Entrenador Nacional. Editor de Fútbol Trainer
Servicios Deportivos Fútbol Trainer.
Fútbol Trainer Alianzas y Colaboraciones.
Fútbol Trainer Magazine
DESCARGAR CURSO
ENCUESTA

ENCUESTA

¿Crees que hay algún entrenador de primera división que en un momento dado se deje presionar por su presidente para alinear a un determinado jugador?

 SI

 NO

 No estoy seguro

Ver resultados

El Entrenador que empieza.

  Sempre positivo, nunca negativo.     

fiogf49gjkf0d
fiogf49gjkf0d
-

-

Los jóvenes entrenadores de fútbol, se preguntan incesantemente, que han de hacer para llegar en su momento a ser grandes técnicos y convertirse en los Mourinho, Benítez o Guardiola del futuro (u otros de la primera división mundial de entrenadores)

La receta ideal no existe, pero existen unos caminos mejor que otros para llegar a conseguirlo. No obstante, conviene dejar claro desde el principio, que para todo lo que se pretenda lograr, hay que contar con el esfuerzo que uno ponga y la capacidad que uno tenga. Sin embargo, no todo depende de la persona en cuestión que intenta triunfar como entrenador, ya que existen toda una serie de factores externos que se han de tener en cuenta, y que rodean a la figura del técnico de fútbol, incluyendo por supuesto, la suerte, algo que es común a cualquier otra actividad profesional que se realice en la vida.

Centrándonos exclusivamente en el aspecto deportivo, y sin que esto se puede aplicar como una exacta Ley Matemática, nos gustaría apuntar una serie de aspectos que consideramos como muy importantes de cara a conseguir los objetivos propuestos.

1) Hay que ser un trabajador incansable. El entrenador no solo desarrolla su labor en los entrenamientos y en los partidos. Hay que dedicar además muchas horas más para programar, planificar y sobre todo observar. Y si bien, es cierto que hay que ser entrenador las 24 horas del día, eso no quiere decir que uno viva tan obsesionado con su trabajo, que no sepa desconectar de él en determinados momentos, sobre todo a nivel psicológico, y también dedicarse a ampliar conocimientos en otras materias complementarias que sin tener relación específica con el fútbol, le pueden ser de mucha utilidad.

Un buen entrenador, debe de tener unos amplios conocimientos en diversas especialidades que sirven para darle a su trabajo futbolistico concreto, un toque más profesional, ya que probablemente, si solo sabe de fútbol, quizás al final acabe no sabiendo de nada.

2) Tener mentalidad ganadora. El deseo permanente de conseguir victorias, es fundamental, con independencia de la categoría en la que se entrene, evidentemente la necesidad imperiosa de ganar un partido, no tiene la misma relevancia por ejemplo, en una competición de equipos profesionales, que en una de infantiles, aunque al final, siempre se valora más y de forma general, al entrenador que gana. Eso de jugar bien, queda muy guapo de cara a la galería, pero que nadie se engañe, tarde o temprano por muy bien que juegue nuestro equipo, si las derrotas aparecen con frecuencia, siempre pasaran su correspondiente factura. En un mundo tan competitivo como en el que vivimos, nadie quiere a los perdedores, ni aunque la competición sea una simple carrera de chapas, así que mucho menos, si estamos hablando de un entrenador de fútbol.

Quien quiera triunfar como entrenador, y sobre todo, si su objetivo es llegar a las más altas categorías de la competición futbolistica, tiene que tener muy claro, que siempre, y por encima de cualquier otra cosa, le van a exigir que gane, y él, por su parte, tiene que estar en todo momento con la predisposición de hacerlo, y no cansar nunca de conseguir triunfos.

3) Adquirir amplios y profundos conocimientos, en todos aquellos apartados relacionados con la enorme exigencia que la profesión de entrenador de fútbol demanda. Estamos hablando de Preparación Física, Técnica, Táctica, Estrategia, Psicología, Liderazgo, Medicina, Nutrición, Gestión y algunos cosas más, sobre todo en el campo relacionado con las nuevas tecnologías que en la actualidad están aportando a los técnicos una serie de herramientas de gran utilidad para perfeccionar los entrenamientos, mejorar la planificación de los partidos y disponer de otra serie bastante amplia de nuevos recursos que aportan una mayor calidad y eficacia a la actividad de los profesionales en las labores de dirección de un equipo de fútbol (aunque igualmente, esto es extensible a otras actividades deportivas).

El futuro técnico, que no tenga enormes deseos de aprender y de actualizarse día a día, es difícil que pueda llegar a la élite, ya que cada vez la competencia es mayor, y las nuevas generaciones están cada vez mejor preparadas en todos los aspectos.

Hay que olvidarse ya, de lo que ocurría en otras épocas, que gente, con muy poca preparación, llegaba incluso a dirigir equipos en primera división, por el simple hecho de haber sido futbolista de más o menos renombre. Afortunadamente eso en la actualidad se está acabando, aunque todavía hay alguna rendija, por la que sigilosamente se cuelan algunos, que tan sólo con la tarjeta de su pasado futbolistico como jugador, ocupa puestos para los que en realidad no están lo suficientemente capacitados, y lo lamentable, es que le quitan el trabajo, a otros profesionales menos mediáticos pero mucho mejor preparados y con los conocimientos, la capacidad y la experiencia necesaria para no quedarse marginados, como por desgracia, sucede todavía en el caprichoso e injusto mundo del fútbol, en el que a muchos se les califica más por lo que se les supone de valor, que por lo que realmente valen.

En definitiva, la profesión de entrenador, tiene unas determinadas exigencias, que cada vez son mayores, y para ejercerla hay que saber, en el amplio sentido de la palabra, y para saber hay que estudiar, igual que para ser abogado, cocinero o nutricionista, por poner algunos ejemplos.

4) A nivel personal, el futuro profesional del banquillo, debe de tener unas condiciones, tanto innatas como adquiridas, que son imprescindibles para desarrollar su trabajo y poder cumplir con los elevados niveles de exigencia que su actividad le demanda.

  • Tiene que saber ejercer de Líder, recordando que es fundamental para el desarrollo de un liderazgo eficaz, saber en todo momento comunicarse con los miembros del grupo que se trata de liderar.

  • Disponer de los argumentos necesarios, y a la vez poder de convencimiento para transmitir a los futbolistas la filosofía de trabajo que se pretende llevar a cabo.

  • Saber tratar a los jugadores con el suficiente tacto y la necesaria disciplina, y en este aspecto se puede aplicar la conocida frase de utilizar guante de seda con puño de acero, que define con gran exactitud este aspecto.

  • Lo dicho anteriormente, no impide, que al jugador sea tratado por parte del entrenador con la máxima consideración, ya que el técnico, es el máximo interesado, en que el futbolista se sienta a gusto y bien valorado en el equipo, ya que no se debe de olvidar que cualquier deportista, con independencia de su especialidad, cuanto más contento se encuentre, mejor será su rendimiento.

  • También el entrenador hay de ser consciente de que al jugador hay que inculcarle y exigirle el máximo esfuerzo que sea capaz de dar, en función de sus posibilidades de cara a conseguir la meta establecida, tanto a nivel colectivo (que es lo más importante en un deporte de equipo como es el fútbol) como individual. Este nivel de exigencia, se convierte en algo permanente para el técnico, y se transforma en auto-exigencia, ya que ha de empezar por él mismo, y dar ejemplo. Lo que no se puede es exigir a los demás, lo que uno no quiere dar, sobre todo cuando hacemos referencia a entrenadores que trabajan en categorías de formación con niños, adolescentes y jóvenes. Lo que no se puede hacer bajo ningún concepto, de ser tremendamente exigente con los demás y permisivo para con uno mismo.

  • Equilibrio emocional. Si el aspirante a entrenador no sabe gestionar bien sus propias emociones, su labor de dirección de un equipo, se verá muy condicionada y le resultará bastante complicado saber dirigir de forma eficaz a un grupo de personas de personalidades muy diferentes.

  • Motivación. La capacidad para motivar al futbolista ha de ser una de las mayores virtudes de un entrenador. Si éste, no es capaz de cambiar la mentalidad del equipo en sentido positivo, o no tiene poder para influir en el grupo para saber ilusionarlo y meter de lleno a todos y cada uno de sus componentes, dentro del proyecto común establecido, lo va a tener muy complicado para triunfar, ya que no hay nada peor, para un entrenador (de cualquier deporte), que encontrarse con un equipo desmotivado.

  • Hay también algo, que no se debe de pasar por alto, ya que tienen una enorme influencia para conseguir la máxima eficacia en la labor que un técnico de fútbol ha de desarrollar, que guarda relación con su actividad en el banquillo en el transcurso de una competición. El buen entrenador, tiene que saber leer el partido, y en base a esto, y desde ese sitio tan particular donde se sienta (aunque muchos prefieren estar de pie para ver y dirigir a su equipo), tomar las decisiones correctas, el menor tiempo posible y con el mínimo margen de error. La acción permanentemente cambiante que se da en el transcurso de un partido de fútbol, obliga a pensar con la máxima rapidez, ya que lo bueno para el minuto cinco puede ser totalmente desaconsejable en el minuto diez.

Para finalizar, hay algo que merece la pena destacar, si uno como entrenador, tiene la suerte de encontrar a lo largo de su actividad, unos directivos competentes y comprensivos, podrá considerarse como una auténtica bendición divina, que sin duda, será de gran ayuda.

(¡ No hacerse demasiadas ilusiones al respecto ).

(Paco Arias. Entrenador Nacional de Fútbol.España).

-





www.futboltrainer.com
Editor: Paco Arias. Entrenador Nacional
E-mail: pacoarias@futboltrainer.com